sábado, 27 de mayo de 2006

Cristian De Nápoli responde a la gente de Haceme Llegar




Cristian De Nápoli, uno de los editores de Eloísa Cartonera responde al artículo "Helder contra Helder" que Damián Selci y Violeta Kesselman publicaron en la revista electrónica Éxito (del grupo Haceme Llegar). En el mismo, Selci y Kesselman acusan a Eloísa Cartonera de "estetizar" al cartonero, practicamente condenándolo de esta manera a seguir en la basura, en el marco de un análisis de las supuestas contradicciones entre el Helder crítico y el Helder poeta. De Nápoli asegura que en la editorial no está trabajada por "cartoneros reales", categorización acuñada por los autores del artículo sino por trabajadores "asalariados". Y, entre tanto, le da con un palo a los blogeros ( "hay una comunidad bloguera formada por 50 o 100 jóvenes que habitan un espacio de veinte manzanas de Palermo: ¿por qué no se encuentran en un bar y hacen una revista?") y a los críticos literarios ("el crítico cultural de hoy borró toda especificación y se permite hablar de cualquier cosa, de cualquier disciplina, con toda seguridad. Y con una seguridad que en muchos casos, sin duda, quita todo matiz de trabajo digno que pudo haber existido en el hombre de letras").
Cabe señalar que los de Eloísa Cartonera planean sacar libros no sólo de cartón, para eso crearon dos sellos: Mansalva (editorial dirigida por Washington Cucurto y publicará narrativa)y "Black & Vermelho" (encarada por De Nápoli para editar poesía, ensayo y rarezas). Con su usual objetivo de hacer leer fragmentos "vanguardistas" ofreciéndolos a precios económicos.

CLICKEA AQUÍ PARA LEER EL ARTÍCULO DE DE NÁPOLI
CLICKEA AQUÍ PARA LEER EL ARTÍCULO DE SELCI-KESSELMAN

2 comentarios:

Zaratustra dijo...

La verdad es que me saco el sombrero frente al trabajo de Eloísa Cartonera. Me parece que la gente de "Haceme llegar" repite una vez más la parodia que se observa a diario en el ámbito cultural: la crítica estéril. Cada uno pretende demostrar que realmente "la tiene clara" y por lo tanto los demás son unos giles. ¿Hasta cuándo vamos a tener que aguantar estas boludeces?
Pareciera que los escritores/artistas son más amantes del puterío que cualquier bailarina del teatro de revistas...

Amalia Gieschen dijo...

Estoy de acuerdo en que el trabajo de E. Cartonera es muy bueno. De todas maneras, lo que hacen pone en evidencia los huecos del mercado editorial y el apoyo cultural desde el gobierno, además de la indefectible necesidad de estudiantes y de intelectuales de leer no sólo fragmentos, sino obras enteras de los autores que publican, pero están tan caros (si es que están publicados acá; en el caso de poetas como Zurita, acá si no es por Eloisa no hay nada)... Y las boludeces que se puedan llegar a decir sobre E. Cartonera o sobre cualquier otra iniciativa sirven para leer textos como los de De Napoli, más allá de que uno pueda disentir en algunas postulaciones.
Con respecto al cotilleo rulerudo, realmente es insoportable y lo más lamentable es que se convive con este tipo de comunicación, que no se produce sólo en capas "consagradas" de la intelingencia argentina, sino también en las outsider. Lo ideal sería escribir en soledad, ja, y que te descubran post-mortem...